BLOG



Edición y publicación / Edición / El agente literario

Lo primero que hay que hacer para buscar un agente literario es elaborar un listado con todas aquellas agencias especializadas en la temática o el género literario de nuestra obra. Pulsa aquí para ver un listado de las agencias literarias españolas más importantes.

Una vez hayamos escogido las agencias que más se adapten a nuestra obra, deberemos enviarles una carta de presentación y una propuesta de publicación, talmente como si contactáramos directamente con una editorial.

Características del correo

Teniendo en cuenta que nos encontramos en la era de la tecnología, contactar con las agencias literarias a través de correo electrónico es muchísimo mejor que hacerlo a través de correo / servicio postal, además de más rápido y menos costoso. Nuestro correo debe ir destinado a un solo receptor, es decir, debe ser un correo personalizado para una agencia en concreto —con los campos CC y CCO vacíos —. Si se quiere mandar el mismo mensaje a otra agencia, hay que hacerlo siempre mediante un nuevo envío.

Por otro lado, resulta conveniente que en el campo Asunto escribamos "Propuesta de publicación" y que, ya en el mensaje en sí, empecemos nuestro texto con una salutación del tipo "Estimados señores de (nombre de la agencia)" .

Los archivos adjuntos deben estar, preferiblemente, en formato PDF. También es admisible el formato doc.

 >>La carta de presentación

La carta de presentación no debe ocupar más de una página —unas 250 palabras, tamaño de la fuente de 10 o 12 e interlineado de 1,5 o 2 —, y debe ser introductoria de nosotros mismos, explicando brevemente quiénes somos y ofreciendo cualquier dato de nuestra personalidad o de nuestra trayectoria académica y laboral que sea relevante para la optimización del propio perfil como escritor (estudios lingüísticos o literarios cursados, premios literarios recibidos, participaciones en revistas y periódicos, blogs o webs de temática literaria que gocen de éxito, libros editados si los tenemos...).

>>La propuesta de publicación

La propuesta de publicación debe consistir en:

-un resumen de la trama completa de la obra, incluyendo, por supuesto,  su desenlace.

-un índice desarrollado de la obra, que dedique unas 10 líneas a la descripción del contenido de cada capítulo.

-datos concretos sobre la extensión de la obra.

-un análisis del público al que la obra va dirigida —edad, sexo, nivel adquisitivo, ideología, objetivos, ambiciones, aficiones...— y una exposición de las razones por las que supuestamente dicha obra va a resultarle atractiva.

-una autoevaluación acerca de cómo se posiciona nuestra obra respecto a la competencia y de cuáles son sus puntos fuertes y cuáles sus puntos débiles en comparación con otras obras ya publicadas de la misma temática. En este sentido, hay que estar al corriente de las novedades literarias y de los libros que gozan de más ventas y de mayor prestigio, sobre todo de los que se asemejan por temática, enfoque y tratamiento a nuestra obra.

-una descripción de las propias aptitudes para la escritura. Opcionalmente, se puede adjuntar un capítulo de no más de 15 páginas que se considere representativo de las cualidades de nuestra prosa y de nuestro estilo literario o de redacción.

(Incluir toda esta información resulta fundamental. Un agente literario no sólo se va a interesar por la trama argumental de nuestra obra y por nuestro currículum literario. A la hora de elegir a quién representar,  tendrá muy en cuenta también otros aspectos del autor: que se mueva bien por su cuenta, que sea activo y  funcione en la redes, que conozca bien el mercado y a su potencial lector, que haya investigado lo que quieren las editoriales y sepa qué se está vendiendo en literatura...).

Finalmente, en nuestra carta de presentación y propuesta de publicación debemos ofrecernos para, si la propuesta fuera de su interés, mandarles luego el texto completo, y facilitarles así nuestros datos de contacto y el horario en el que tenemos plena disponibilidad para recibir llamadas.

Es importantísimo que tanto la carta de presentación como la propuesta de publicación estén bien redactadas y sin faltas ortográficas ni gramaticales y que, además, la información que ofrezcan se desarrolle de forma ordenada, coherente y a poder ser convincente. Esto dará una buena imagen de nosotros al agente literario, que percibirá que se encuentra ante alguien con buenas habilidades comunicativas y que, por tanto, existe la posibilidad de que sea un buen escritor. Por el contrario, nada bueno dirá de sí mismo un autor que ya haya tenido problemas a la hora de escribir una simple carta de presentación y una propuesta de publicación. Con toda seguridad, el agente decidirá que no vale ni la pena empezar a leerse su obra.

Una vez mandado a las editoriales el correo con nuestra carta de presentación y nuestra propuesta de publicación hay que esperar a recibir su respuesta. Si hemos seguido correctamente las instrucciones que he descrito, no deberían tardar demasiado en dárnosla; a lo sumo, un mes. Si pasado este periodo no nos han dicho nada, lo mejor será volverles a enviar el mismo correo.

Cuando finalmente llegue su respuesta, pueden pasar dos cosas: que no estén interesados en leer nuestro trabajo, o que sí lo estén.

En el caso de que no lo estén, no hay que desanimarse. Existen otras vías por las que podemos optar.

Ya en el caso de que sí estén interesados en leer nuestra obra, deberemos enviar el ejemplar completo a la persona que nos hayan indicado en su correo. En este artículo puedes descargarte una plantilla de Word con el formato adecuado para enviar tu manuscrito. Además, y a poder ser, deberemos acompañar el manuscrito de una pequeña carta de agradecimiento, breve, discreta y sin ningún tipo de elogio que pudiera ser considerado "peloteo".

No debemos olvidar que nuestro manuscrito será "evaluado" y que esa evaluación será determinante para la decisión de representarlo o no. Por tanto, es indispensable que lo presentemos de la forma más pulida y perfecta posible y que, a poder ser, haya pasado antes por la revisión de un corrector de estilo —quizás te interese leer La importancia de la corrección de estilo—.

Una vez enviado el manuscrito, tocará esperar de nuevo una respuesta por parte de la agencia, que puede tardar en llegarnos unos cuantos meses. Si tarda más de tres, lo mejor será contactar con la persona a quien hayamos enviado el manuscrito.

Si la respuesta es negativa, no hay que desanimarse. Existen otras vías por las que podemos optar.

Si la respuesta es positiva, será definitivo: tendremos un agente literario que nos represente.

Si quieres saber cómo es un contrato de representación de agente literario, pulsa aquí.

comentarios: